Las 5 razones por las que Mindefensa debe ser censurado

UTL Sanguino/ octubre 30, 2020/ COMUNICADOS, PRENSA/ 0 comentarios

Compartir

Nos embolataron la moción de censura contra el Ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, en el Senado de la República. Pero los ciudadanos deben conocer las razones por las cuales es impresentable que ese ministro siga en su cargo, y que las jugadas caprichosas del Centro Democrático quisieron ocultar. Pues no señores.

A continuación les presento las cinco razones por las cuales el Ministro de Defensa debe ser censurado por todos los colombianos.

  1. El ministro de defensa nunca tuvo una política de seguridad.

Según la organización Human Right Watch  en al menos 11 de los 32 departamentos, grupos armados ilegales han impuesto brutales medidas durante el confinamiento, ante la mirada impávida de la Fuerza Pública y ningún mecanismo de prevención ni reacción.

Aunque el ministro se jacte de la reducción de los delitos durante la cuarentena nacional, la realidad es que los homicidios, robos y amenazas disminuyeron únicamente porque la gente estaba encerrada y solo en algunas partes del país.

Así lo demostró la Fundación Ideas para la Paz, quien advirtió además que, aunque los homicidios disminuyeron solo un 15.2% entre enero y mayo de este año, en ciudades como Quibdó, en Chocó, que además fue militarizada para “controlar” las medidas de asilamiento, aumentó un 44% (http://ideaspaz.org/especiales/infografias/homicidios2020.html) . Eso si, una vez se dio la reapertura económica, las cifras de delitos “volvieron a la normalidad”. ¿Cuál es entonces el logro, ministro?

Además a los colombianos les quiero advertir que la información disponible de las autoridades sobre los delitos es irrisoria y escaza. ¿Qué pretende ministro ocultando la información de resultados de la Fuerza Pública a la ciudadanía si por ley, todos tenemos derecho conocerla?

Ahora, el ministro siempre ha querido sacar pecho de la reducción de hectáreas de cultivos ilícitos. En un debate de control político le demostré al ministro que esa reducción del 9%, según Naciones Unidas, se debía al compromiso de las familias que sustituyeron sus cultivos, y que el Gobierno constatemente les incumple y estigmatiza. El ministro insiste en la reanudación con aspersión con glifosato, pero está demostrado que eso solo genera más pobreza, más violencia y mas resiembra en los territorios afectados por los cultivos de coca. Le pregunto Ministro, y frente al aumento en la producción de cocaína qué piensa hacer?, ¿toneladas y toneladas de cocaína salen del país y usted solo criminaliza a los cultivadores?

Y finalmente, las masacres. En lo que llevamos del año ha habido 68 masacres en las que han asesinado 270 personas, según INDEPAZ, en el pico paramilitar, entre 1994 y el 2002, se registraban en promedio 50.6 masacres por año. ¿Ministro, volvimos entonces a la terrible época de contar los muertos diariamente?

Ministro, los “colombianos de bien” como usted les llama, somos TODOS. Los que vivimos en las capitales, en la ruralidad y en las regiones más afectadas por la violencia, e incluso si cultivan coca. La ausencia de política de seguridad tiene en vilo a los colombianos que históricamente han vivido en medio de las balas, no hay confianza en la fuerza pública y los grupos ilegales están imponiendose como Estado. Por su ineficiencia e indolencia ministro, usted debe irse.

2. El Ministro ignora la corrupción en la Fuerza Pública.

La segunda razón por la que el Ministro de Defensa debe ser censurado por todos los colombianos es porque ha ascendido militares que dieron la orden de asesinar niños y que han estado envueltos en hechos de corrupción.

Empecemos por lo más grave: todos los colombianos nos enteramos de la terrible noticia del bombardeo del ejército a un campamento de disidencias de las Farc, en donde fueron masacrados 34 niños, niñas y adolencentes, que inicialmente se creyeron que eran 8. Las Fuerzas Militares sabían que en dicho campamento habían niños y aún así lo ordenaron. ¿Saben quien dio la orden? El hoy Comandante del Ejército, Eduardo Zapateiro, quien fue el Oficial al mando sobre este bombardeo. Al Ministro de Defensa no le pareció un hecho sumamente grave que un miembro de la Fuerza Pública haya ordenado bombardear un campamento donde sabía que habían menores de edad? Pues al parecer no, porque después lo ascendió.

También, se han encontrado muchas relaciones y fotografías de miembros de las Fuerzas Militares con el asesinado narcotrafícante alias Ñeñe Hernandez. En este caso vamos a hablar del general Raúl Antonio Rodríguez Arévalo, a quien la Fiscalía lo está investigando por corrupción en contratos y presunta venta de información a grupos ilegales. Pues qué casualidad que ese General aparezca en estas fotografías con el narcotráficante alias Ñeñe Hernandez, asesinado en Brasil y quien al parecer, fue muy cercano a la campaña de Iván Duque.

Pero este militar, no es el único que aparece en fotos con el narco. También serían cercanos con el General activo del Ejército Adolfo Hernández y con los generales retirados Ricardo Restrepo y Jorge Humberto Jeréz. Ministro, es inaudito que en las Fuerzas Militares se premien estas actuaciones y que los que reciban las unidades por cometer delitos y participar en hechos de corrupción sean ascensos y reconocimiento. Por eso hoy en día, no hay confianza en los militares y polícia. Ministro vayase, no le haga más daño a la Fuerza Pública.

3. El ministro una un discurso de guerra fría, propio de regímenes fascistas

La tercera razón para que Carlos Holmes se vaya del ministerio de defensa es que no se puede permitir que un funcionario abuse como él lo hace, del discurso trasnochado de guerra fría, de búsqueda de un enemigo interno, propio de los regímenes fascistas.

En enero de este año, Colombia conoció el escándalo de las chuzadas en tiempos de Duque, de la que fuimos víctimas líderes de la oposición, periodistas nacionales y extranjeros, organizaciones de la sociedad civil y defensores de derechos humanos, y de la cual ya habíamos advertido ante la dirección nacional de inteligencia los senadores Iván Cepeda, Roy Barreras y yo, en mayo de 2019. En su momento nos ignoraron y archivaron la investigación. Pues el pasado 25 de septiembre, la Corte Suprema de Justicia confirmó la investigación de la Revista Semana y encontró que tales carpetas si existián. ¿Ministro, por qué nos perfilan y persiguen?, ¿no es eso un atentado contra el derecho a la oposición, a las libertades individuales y propiamente, contra la democracia?

Ahora, los líderes de la oposición no hemos sido los únicos víctimas de persecuciones y estigmatizaciones. Hace unos días vimos como el Gobierno señaló que La Minga Indígena, que buscaba reunirse con el Presidente Iván Duque para reclamarle por la violencia en el departamento del Cauca, estaba infiltrada por las disidencias de las FARC y el ELN, según información de inteligencia militar. Con unos audios sacados de contextos y carentes de pruebas, el Gobierno pretendía familiar una mentira tan falaz y estigmatizar a los indígenas que legitimamente se movilizaban.

Lo mismo ocurrió durante las manifestaciones contra la policía en Bogotá, entre el 9 y 12 de septiembre, cuando el Gobierno salió a decir que las protestas habian sido infiltradas por el ELN y disidencias de las FARC. Pues hicimos una investigación sobre cada una de las personas que la Fuerza Pública atacó o asesinó durante esas movilizaciones y resulta que NINGUNA tiene antecedentes ni relación con estos grupos armados ilegales. ¿Ministro, entonces la información de inteligencia militar es falsa? o ¿cómo reacciona la fuerza pública al conocer que las movilizaciones están infiltradas por estos grupos?, ¿disparando a diestra y siniestra, caiga quien caiga?

Ahora ministro. Si su obsesción es el ELN y el discurso que está tratando de fabricar alrededor de esa guerrilla como enemigo de la democracia, porque la Fuerza Pública no lo combate?

Las cifras demuestran que durante este año, TODOS los indicadores, contra este grupo armado van a la baja: desmovilizaciones, capturas y neutralizaciones. ¿O es que, su obsesión es solamente mediática?

Ministro, deje de fabricar mentiras. El fascismo es exitoso cuando los hombres se niegan a creer en la veracidad de algo, incluso cuando la evidencia lo corrobora. Mentir y lograr convencer a la sociedad de estas mentiras es fundamental, ese es el éxito de las ideologías fascistas. Lo que usted está haciendo es propio de regímenes fascistas y ministro, estamos en una democracia. Respete a Colombia.

4. El ministro desacata deliberadamente los poderes públicos.

Vean ustedes: desde mediados de mayo de este año, un grupo de militares estadounidenses se encuentran en Colombia, pero permitir el tránsito de tropas extranjeras en territorio colombiano es una atribución del Senado de la República. El Congreso nunca autorizó dicho tránsito, por lo que el Ministro incumplió la ley y se pasó por la faja al Senado. Después, el 11 de junio, 25 senadores interpusimos acción de tutela ante el Tribunal Administrativo de Cundinamarca por la violación del derecho fundamental a la participación política. El tribunal falló a nuestro favor y ordenó suspender cualquier actividad de esa brigada militar en el territorio nacional. Más adelante, el Consejo de Estado revoca la decisión del Tribunal Administrativo de Cundinamarca. Casi 86 días estuvieron militares extranjeros en nuestro territorio de manera ilegal.

Recordemos también el caso de la “pedida de perdón” del Ministro de Defensa por los excesos de la Fuera Pública. El 22 de septiembre, la Corte Suprema de Justicia le ordenó al Ministro de Defensa, presentar disculpas públicas por los excesos de la fuerza pública, en especial los cometidos por miembros del ESMAD desde el 21 de noviembre de 2019, cuando fue asesinado Dilan Cruz. En un acto amañado quiso hacer ver que “su perdón espontáneo” dado el 11 de septiembre daba cumplimiento al fallo. El Ministro quiso burlarse de las víctimas, pero afortunadamente, más adelante, el Tribunal Superior de Bogotá señaló que la pedida de perdón del ministro no se adecuó a la orden impartida, por lo que tuvo que hacerlo ante la Cámara de Representantes. Es inaúdito que la ciudadanía tenga que movilizarse a través de las vías judiciales para que el ministro la respete. Ministro, no se burle de las víctimas, no se burle de los colombianos. Váyase.

Finalmente, la quinta razón para que el Ministro de Defensa sea apartado de su cargo es la clara intensión que tiene de ser candidato presidencial. Eso no es un pecado, pero si lo es, cuando usa las armas del Estado para su posicionamiento.

Juzguen ustedes por este video:

En distintas declaraciones vía twitter, se ha evidenciado cómo el ministro quiere “ganarse” el ala más radical del uribismo para que sea elegido como próximo candidato de esa colectividad. Ministro, si ud quiere ser “el que diga a Uribe” para el 2022, váyase ya a preparar su campaña presidencial pero no nos siga hundiendo en el mar de la inseguridad, los grupos armados y el narcotrafíco, cómo lo está haciendo. Ministro, ¡váyase!

Compartir esta entrada

Dejar un Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas HTML etiquetas y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>
*
*